"Fotografía para Todos. Haciendo fácil lo difícil"

Fotografiar Agua en movimiento

Una de las técnias de fotografía que más atrae a la gran mayoría de los aspirantes a fotógrafo, y a muchos de los profesionales del sector también, son los saltos de agua.

La técnica para la realización de este tipo de fotografías es muy básica. Se resume todo en la velocidad de obturación. El agua pasa ante nuestros ojos con una velocidad deerminada. Si conseguimos registrar la imagen más lentamente que el agua que pasa delante nuestra, conseguiremos este efecto con éxito.

Para ello necesitaremos, por un lado, que nuestra cámara cumpla con una serie de requisitos, y por otro, realizar una serie de ajustes a la hora de hacer la fotografía. Siguiendo estos criterios y con un poco de práctica, conseguiremos unas fotos tan espectaculares como las de los saltos de agua y corrientes que vemos en las revistas.

 

CONTROL MANUAL SOBRE LOS PARÁMETROS DE LA CÁMARA.-
Y es que para este tipo de fotos no sirve cualquier cámara. Da lo mismo que se trate de una cámara réflex o una ultracompacta. No importa en absoluto el tamaño, pero es necesario que disponga de controles manuales que nos permitan ajustar la velocidad de obturación y la apertura del diafragma. Estos son los dos mecanismos básicos con los que controlamos la cantidad de luz que pasa a través del objetivo.

 

EL SITIO.-
Esto puede parecer bastante obvio, pero no lo es. No hace falta buscar grandes cascadas o caídas de agua desde gran altura. Pero es fundamental que el agua corra con fuerza. Con la suficiente fuerza como para que haga algo de espuma, que no es otra cosa más que burbujas de oxígeno que se forman y liberan con el golpeo de unas gotas con otras. Esta espuma es lo que al final veremos como un halo blanco.

 

UN TRÍPODE.-
Hemos dicho que queremos utilizar tiempos de exposición largos. Estos tiempos van a ser mucho más largos que los que nos permiten realizar una foto a pulso. Por ello, necesitaremos un trípode. Y esta vez no nos va a servir cualquiera.

Por motivos de seguridad deberemos mantener nuestra cámara lo más alejada posible del agua. La humedad es muy dañina, y puede hacer que nuestra cámara deje de funcionar en cualquier momento. Por eso, no solo hay que preocuparse de que nuestra cámara caiga al agua. También es importante que no entre humedad. Y para ello, cuanto más alejada de salpicaduras, mejor.

Por ello, será preferible utilizar un trípode alto a optar por uno de esos de bolsillo. No obstante, siempre que garanticemos la seguridad de nuestro instrumental eléctrico, cualquier trípode nos servirá.

 

VELOCIDAD DE OBTURACIÓN BAJA.-
Esta es la clave. Si conseguimos una velocidad de obturación lo suficientemente baja, habremos logrado el objetivo perseguido. Pero no sirve con poner una velocidad de obturación baja, ya que tendremos que ajustar el resto de valores para que la fotografía no salga quemada al forzar la velocidad de obturación.

 

APERTURA DE DIAFRAGMA MÍNIMA.-
Seleccionando la menor apertura del diafragma (número f más alto) que nos permita nuestro objetivo estaremos consiguiendo dos cosas.

La primera, una profundidad de campo lo mayor posible, algo recomendable en líneas generales en fotografía de paisajes, salvo que queramos utilizar la profundidad de campo como un elemento compositivo más.

La segunda y más importante es que nos permitirá contrarrestar la luz que entra a través de nuestra lente con velocidades de obturación lentas.

 

SENSIBILIDAD ISO BAJA.-
Cuanto más bajo sea el valor ISO seleccionado en nuestra cámara, más tiempo de exposición necesitará la cámara para hacer la foto en condiciones aceptables. No olvides comprobar la configuración de la sensibilidad ISO, porque pudiera ser que la hubieras subido en algún otro momento, haciendo que quede sobreexpuesta la imagen con velocidades de obturación lentas.

 

ESPERAR A QUE HAYA POCA LUZ.-
Cuanta menos luz haya en el sitio, mucho mejor. Mejor porque la cámara necesitará exponer durante más tiempo, y esto favorecerá nuestro propósito. Por lo tanto, puedes esperar a que el lugar quede a la sombra, o hacer las fotos al amanecer o al atardecer.

 

UTILIZAR UN FILTRO DE DENSIDAD NEUTRA.-
Existe un tipo de filtros especiales, los filtros de densidad neutra, que limitan la cantidad de luz que pasa a través del objetivo, sin afectar al color o a la nitidez conseguida en la imagen.

Con el uso de filtros ND necesitaremos abrir más el diafragma o bajr la velocidad de obturación para hacer el mismo tipo de foto que haríamos sin el filtro en otras condiciones.

No obstante, recalcar que no es en absoluto necesario el uso de este tipo de filtros para nuestro cometido. Simplemente, nos ayudará por limitar el paso de la luz.

 

CONTROLAR LA EXPOSICIÓN DE LA CÁMARA.-
Uno de los fallos comunes que se produce en este tipo de fotos es que, dependiendo del tipo de medición de la luz que haga la cámara, podemos “quemar” la zona blanca del agua. Esto se produce normalmente cuando utilizamos una medición promediada con la cámara.

Una buena práctica, si nuestra cámara lo permite, es ajustar la configuración para subexponer un par de puntos. De este modo conseguiremos mantener el detalle de la zona de la espuma del agua sin que esta se convierta en una mera mancha blanca.

Un ejemplo de todo esto que os digo son estas tres fotografías que os presento


FOTO 1

Esta imagen fue tomada en Espinaredo (Asturias), a las 13,17 horas del 6/11/2004. El autor de la misma es Fernando de Silva.
Datos de interes:
Camara Canon 20D
Objetivo: zoom 28-105 mm
Focal: a 82,o mm
Iso: 100
Velocidad: 1 segundo
Diafragma 8,0

Agua en Movimiento 1 By Fernando de Silva

 

FOTO 2

Esta imagen no tengo información sobre ella, pero realmente es espectacular. La única duda que tengo es el tamaño real de la misma, ya que no hay ciertas referencias para tal cuestión y la cámara, tiene toda la pinta de estar apoyada sobre alguna roca, para así tener una visión a “ras” de agua.

Agua en Movimiento 2 By Calietu

 

FOTO 3

Esta imagen fue tomada en las aguas termales de Costa Rica, másconcretamente en “El Rincón de la Vieja“. La autora de la misma es Isabel Díez.

Agua en Movimiento By Isabel Díez
Anuncios

7 comentarios

  1. Anónimo

    En cuanto pueda pruebo, tendré que buscar un salto de agua como esos, por ahora será solo desbordando la bañera
    🙂

    28 octubre, 2011 en 9:45

    • Me parece bien, pero no hace falta que sea un salto como este, si tienes cerca un parque o un jardín con alguna fuente, te puede servir, ya sabes, que para esto, lo mejor sería llevar un trípode.

      Un saludo y muchas gracias por comentar.

      28 octubre, 2011 en 23:56

  2. Anónimo

    SON PURAS PORQUERIAS GUQCALA

    3 noviembre, 2012 en 3:20

  3. Anónimo

    NI PA LAS ARDILLAS

    3 noviembre, 2012 en 3:21

    • Anónimo

      TU TU,, TU..TU…

      3 noviembre, 2012 en 3:25

  4. Anónimo

    MONO EL SEGUNDO

    3 noviembre, 2012 en 3:21

  5. Anónimo

    SI ME GUSTARON LAS IMAGES . PERO DE OTRA PAGINA

    3 noviembre, 2012 en 3:24

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s